Linkedin me parece una importante red social en la que poder buscar y encontrar trabajo a través de las ofertas publicadas y gracias a nuestra red de contactos. Te dejo a continuación varias recomendaciones que pienso pueden resultarte útiles:

Trabaja primero en tu perfil profesional

Información personal

  • Empecemos por la parte visible: asígnate una foto de perfil profesional (no es necesario que sea una «foto postureo» con tu chaqueta más elegante y de brazos cruzados, mientras sea una imagen tuya, de frente, clara y que no estés con tu grupo de amigos o en una discoteca… vamos bien) y una imagen de cabecera que asocies a tu perfil profesional.
  • Dentro de tu caja de información no puede faltar: por supuesto, tu nombre y apellido, un titular (que puede ser tu perfil profesional, ejemplo: técnico de sistemas), tu puesto de trabajo actual o el último, tu última formación de estudios y el sector profesional en el que te mueves.
  • Caja acerca de ti: esta caja es opcional pero no está de más, si te animas, a rellenarla para que la persona que está leyendo tu perfil conozca sobre ti de forma general: años de experiencia, qué tecnologías has tocado o en que sectores empresariales te has movido, qué intereses tienes profesionalmente, etc…
  • Información más relevante: si tienes algún proyecto en marcha, algún premio importante que hayas ganado o mención que quepa destacar, este es el momento.
  • Personaliza la URL a tu perfil: este punto me parece también importantísimo. Dentro de tu perfil, en la parte superior derecha encontrarás un enlace «Editar URL y perfil público». Se abrirá una nueva ventana y de nuevo, en el apartado superior derecho de «Edita tu URL personalizada», pulsa sobre el icono del lápiz y escribe tu nombre y apellidos seguidos o nombre-apellido, sin más caracteres.

Información laboral

Este es el momento de ir añadiendo tus experiencias laborales pero sin enrollarte en exceso. La idea es que prensentes la información lo más ordenada y clara posible entrando en detalles importantes, una vez que tengas la entrevista será el momento de explayarse. Deberías incluir en cada experiencia:

  • Cargo que has desempeñado
  • Empresa en la que lo has desempeñado
  • Ubicación del empleo (te recomiendo que lo rellenes especialmente si te has movido geográficamente, para que las empresas también vean este dato y detalle)
  • Fecha inicio y fecha fin (si corresponde) o marcar la casilla «Actualmente tengo este trabajo».

Formación académica

En este apartado te recomiendo que rellenes como mínimo la última formación reglada que obtengas. Por supuesto, si has realizado máster o formación que quieras destacar, hazlo en este apartado, pero no cursos que hayas hecho por tu cuenta, esto lo veremos a continuación. Datos que deberías rellenar en este apartado:

  • Nombre de la universidad o centro de tu formación
  • Titulación obtenida
  • Categoría académica
  • Año de inicio y fin
  • Si tienes proyectos, tesis… puedes escribir una descripción e incluso cargar fotos, vídeos, documentos o enlaces.

Extras que también debes incluir en tu perfil

  • Aptitudes y conocimientos: añade todos los conocimientos que tengas en tu área de trabajo y en todas las experiencias que has tenido. Cuanto más específicas, mejor. También puedes hacer un test de ciertos conocimientos para demostrar tu valía.
  • Logros: te recomiendo que en esta parte añadas todos los cursos que tengas, idiomas que domines, patentes que tengas, reconocimientos y premios que hayas obtenido también los puedes colocar aquí, etc…

¿Ya tienes tu perfil a punto? Vamos a pasar a buscar ofertas de empleo.

Buscar ofertas de empleo en Linkedin

En la barra superior de la red social encontramos «empleo». En el buscador que nos aparece, escribiremos el puesto que estamos buscando o las palabras más importantes y la ubicación donde queremos encontrar trabajo. Nos aparecerá un listado en el que podremos:

  • Solicitar empleo: en el botón solicitud sencilla optaremos a este puesto. En una nueva ventana nos pedirá nuestra dirección de correo, prefijo telefónico (+34 para España), nuestro número de teléfono (accesible, por favor) y un adjunto con nuestro CV (en formato PDF o Word). En ocasiones, nos mandará a un portal alternativo para hacer otras solicitudes y rellenar otros campos.
  • Guardar: podemos guardar la vacante si nos interesa pero no queremos optar a ella en ese momento. Para ver nuestras vacantes guardadas podremos hacerlo desde (el menu superior principal) empleos y pulsar en el enlace que nos aparece en la primera caja «Hacer un seguimiento de mis empleos» (nos abrirá una siguiente página con el registro de empleos guardados y solicitados).
  • Crear alertas de empleo: en la columna de la izquierda de la búsqueda de vacantes, nos aparecerá un botón para activar o desactivar una alerta con la búsqueda que acabamos de hacer.

Crea tu propia red de contactos

Cuantos más contactos, mejor. O al menos, eso pienso yo. Al final lo que tratas de hacer es darte a conocer y si alguien te veo y te puede recomendar, mejor que mejor.
No tengas miedo en contactar con la gente y enviar solicitudes, especialmente a técnicos de selección que puedan tenerte en cuenta o de empresas que te gusten.
Ojo, te recuerdo que envías solicitudes para crear tu red de contactos profesional, no para ligar… si este último es tu caso, esta no es tu red.
También te recomendaría que si alguno de tus compañeros te dedican una recomendación sincera, sería genial para tu perfil, pero recuerda invitarle a unas cañas después y seguir haciendo tu trabajo igual de bien o mejor.